lunes, 13 de abril de 2015

Providence and Country music


Este sábado ha sido un día más que aprovechado.... Por la mañana nos fuimos a Providence, capital del estado de Rhode Island y una de las primeras ciudades en fundarse dentro del país. Al llegar a la ciudad aparcamos el coche y damos una vuelta por el downtown, acercándonos hasta la Catedral románica dedicada a San Pedro y San Pablo.

Esta es la matrícula del Estado de Rhode Island




Catedral románica de San Pedro y San Pablo




Aunque hace sol, sigue haciendo bastante frío, de hecho en algunas zonas de la ciudad todavía queda gran cantidad de nieve que poco a poco se va derritiendo.









Los americanos son muy dados a esto de los memoriales, aquí en Providence nos encontramos con uno en homenaje a los caídos en la guerra de Corea, la cual tuvo lugar entre 1950 y 1953, en la que Estados Unidos envío una gran contingencia de soldados de los cuales se cree que murieron aproximadamente unos 50.000 y otros tantos se dieron por desaparecidos.



En Providence se encuentra la Universidad de Brown, es otra de las ocho prestigiosas universidades que conforman la Ivy League. Fundada en 1764 fue la primera universidad estadounidense en aceptar alumnos de todas las afiliaciones religiosas. Su campus es muy bonito y merece la pena pasear por él e incluso sentarse a disfrutar de la vida allí como un estudiante más. Providence posee una escuela de diseño de las más prestigiosas del país, y sus alumnos habían creado como un rastrillo en el que vendían todo tipo de obras de arte.






Los camiones de comida se sitúan en cualquier punto de las ciudades









Se las ingenian como pueden para aprovechar el sol, jejeje




Comemos cerca del campus de la universidad en un lugar que se llama Johnny rockets, una franquicia de hamburguesas bastante aceptable con una atmósfera de los años cincuenta.








Después de comer damos otra vuelta por el campus de la universidad, la verdad es que con el solecito está muy animado, además pasamos por la tienda oficial de Brown donde Diego se compra una camiseta para su colección  (ya tiene de bastantes universidades).






La mascota de la Universidad

Antes de marcharnos de la ciudad, nos acercamos a ver el Capitolio estatal de Rhode Island, un grandioso edificio de color blanco que data de 1904 y que se asemeja bastante al de la capital del país.





Y nos vamos al concierto!!!

Llegamos con bastante tiempo al lugar donde se celebra, el Mohegan Sun en la localidad de Uncasville, un lugar enorme donde hay varios casinos, hotel, y el  Mohegan Arena que es donde se hacen las actuaciones.  El concierto resulta espectacular, antes de la actuación de Miranda Lambert hay otros dos cantantes de country, Ashley Monroe y Justin Moore, este último, con su sombrero de cowboy, sus botas y su guitarra, se mete al público en el bolsillo, reconozco que durante todo el concierto hemos disfrutado muchísimo, no sólo nosotros dos, sino también la americana "morcona" que tenía a mi lado y que en algunos momentos compartía la silla conmigo, jejejeje, incluso me preguntó qué perfume usaba, que olía muy bien, jajajaja, perdí la cuenta de las cervezas que se pudo beber, a la cuarta o la quinta ya bailaba todo, vamos que si le ponen a Mª Jesús con su acordeón también hubiera bailando los pajaritos......, 



En un momento del concierto Justin Moore se dirige al público con un mensaje bastante emotivo y pide a todos que enciendas las luces de sus móviles (antes se encendían los mecheros en los conciertos), y ahí es cuando me doy cuenta de la patatita de móvil que tengo, todos con sus iphone y su linternita y el mío no tiene!!!! yo hago como que me la sé también.....



Y la última en actuar... Miranda Lambert!!!  que la verdad ha estado bastante bien, aunque no tiene el desparpajo con el público que se podía esperar de una cantante de country.







Tras más de tres horas y media de concierto country, es hora de volver a casa, de Uncasville a New Haven nos quedan como unos cincuenta minutos.

Sweet dreams!!
















No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario